V-168 Presentación: Vídeo

RESUMEN DE COMUNICACIÓN
Reparación quirúrgica de una fístula recto-uretral con colgajo de Gracilis y uretroplastia con mucosa bucal
Guerra, A.J.; Figueiredo, B; Azinhais, P; Lopes, M; Pereira, J.A.; Parada, B; Sousa, L; Figueiredo, A
Centro Hospitalar e Universitário de Coimbra

Introducción: Las fístulas recto-uretrales, aunque poco frecuentes, tienen un efecto devastador en la calidad de vida de los pacientes. Su incidencia ha tenido un aumento, en gran parte debido al incremento de prostatectomías radicales realizadas. Al tratarse de una patología poco frecuente y de abordaje complejo, no existe consenso sobre la mejor técnica quirúrgica.

Objetivo: Exposición de una técnica quirúrgica paso a paso para la reparación quirúrgica de una fístula recto-uretral con colgajo de Gracilis y uretroplastia con mucosa yugal mediante abordaje transperineal.

Material y métodos: Reparación quirúrgica de una fístula recto-uretral con colgajo de Gracilis y uretroplastia con mucosa yugal mediante abordaje transperineal.

Resultados: Comunicamos el caso de un paciente sometido a prostatectomía radical abierta en 2019. En 2021, debido a un estrechamiento de la anastomosis, fue sometido a una reanastomosis vesico-uretral y posteriormente a una cervicotomía con instilación de mitomicina cervical. En 2022 empezó a sufrir neumaturia y fecaluria, y se le diagnosticó una fístula rectouretral. El paciente fue sometido a una derivación urinaria con un catéter suprapúbico y a una derivación intestinal con una colostomía. Al cabo de 10 meses, sin quejas urinarias, se sometió a reparación quirúrgica del tracto fistuloso. El procedimiento comenzó con una uretroscopia que identificó un segmento estenótico de la uretra. A continuación, se realizó una uretroplastia de la uretra bulboso-membranosa con un injerto de mucosa yugal ventral reforzado com um colgajo de músculo gracilis. La intervención quirúrgica en cuestión duró alrededor de 4 horas, sin complicaciones importantes. El paciente fue dado de alta al tercer día del postoperatorio. Actualmente no presenta signos de recidiva fistulosa y no tiene catéter vesical, manteniendo el cateter suprapubico por protección, aunque todavía no se ha cerrado la colostomía.

Conclusiones: Existen varias técnicas descritas para corregir las fístulas recto-uretrales. La reparación de la fístula con interposición del músculo gracilis es una técnica rentable con buenos resultados a largo plazo. Sin embargo, el paciente debe ser informado de la complejidad de la patología y de la posibilidad de fracaso del tratamiento quirúrgico con recidiva de la fístula.

Palabras clave: fístula recto-uretral, uretroplastia, músculo gracilis