P-11 Presentación: Póster virtual

RESUMEN DE COMUNICACIÓN
Shunt cavernobulbar proximal en el tratamiento del priapismo recurrente: ¿Opción terapéutica válida o simple reto quirúrgico?
Pereira Rodriguez, N.; Carracedo Calvo, D.; Moscatiello, P.; Fiorillo, A.; Quintana Alvarez, R.; Toledo Jimenez, M.; Sanchez Encinas, M.
Hospital Universitario Rey Juan Carlos

INTRODUCCIÓN 

El priapismo recurrente es una patología rara caracterizada por episodios repetidos de erecciones prolongadas y dolorosas siendo su frecuencia y duración variable. El manejo consiste en la prevención de aparición de nuevos episodios y de su severidad. En la literatura no hay actualmente buena calidad de evidencia sobre la eficacia y seguridad de los diferentes tratamientos disponibles. 

MATERIAL Y MÉTODOS 

Presentamos el caso de un varón de 40 años, sin patología hematológica asociada, en seguimiento por priapismo recurrente desde diciembre 2021 con necesidad de múltiples drenajes en quirófano con administración de fenilefrina. Se realiza embolización de posible fístula derecha en diciembre 2021 con persistencia de los episodios de priapismo tras lo cual inicia tratamiento farmacológico con bicalutamida y cetirizina. Después de 3 meses sin recidivas se suspende el tratamiento por aparición de sequedad de piel en región perianal y ginecomastia dolorosa, iniciando nuevamente con priapismos diarios de 3–5 horas de duración. Ante la persistencia de priapismo refractario a tratamiento conservador se plantea tratamiento con implante de prótesis de pene que el paciente rechaza. Como alternativa, se decide realización de shunt proximal mediante técnica de Quackles. 

RESULTADOS 

Paciente en posición de litotomía. Incisión perineal en línea media y disección de cuerpos cavernosos (CC) y bulbo esponjoso. Apertura de elipse longitudinal en cara medial de CC izquierdo y otra en cara lateral del bulbo esponjoso con anastomosis latero-lateral mediante sutura continua. La duración del procedimiento fue de 1h, sin complicaciones intra ni postoperatorias pudiendo ser dado de alta a las 24h. 

En el seguimiento paciente satisfecho (PGI-I:1) con buenas erecciones voluntarias (SHIM 24) y sin nuevos episodios de priapismo. 

CONCLUSIÓN 

El tratamiento de priapismo recurrente es controvertido. La evidencia existente es de baja calidad sin clara superioridad de un fármaco sobre el otro y sin datos sobre tratamiento de segunda línea en caso de no mejoría. Según nuestra experiencia la realización de un shunt cavernoso-bulbar es una técnica efectiva y segura que se puede considerar en casos refractarios a otros tratamientos.