P-55 Presentación: Póster virtual

RESUMEN DE COMUNICACIÓN
Enzalutamida en el tratamiento de pacientes con Cáncer de próstata hormonosensible Metastásico M1a
Bueno González, Isabel; Blanco Villar, Manuel Luis; Galván Banqueri, Pilar; Alberca Del Arco, Fernando; Vázquez Alonso, Fernando; Linares Mesa, Nuria; Chacón Mcweeny, Verónica; Morales Jiménez, Pedro; Segado Guillot, Salvador; Jiménez Pacheco, Antonio; Jiménez Romero, Miguel Efrén
Servicio de Urología, Grupo Em29: Biomarcadores, Instituto de Investigación e Innovación Biomédica de Cádiz (Inibica), Área de Gestión Sanitaria Campo de Gibraltar Este, Hospital de la Línea de la Concepción, Universidad de Cádiz, Cádiz, España.

INTRODUCCIÓN.

La terapia de privación androgénica (TDA) + enzalutamida está aprobada para el tratamiento en pacientes con cáncer de próstata hormonosensible con afectación de ganglios linfáticos no regionales (CPHS M1a).

En este estudio ARCHES de fase 3 (NCT02677896), enzalutamida más TDA redujo significativamente el riesgo de supervivencia libre de progresión radiológica en un 61 % (p<0,001) frente a placebo más TDA en hombres con CPHSm. A su vez, después de un tiempo de seguimiento promedio de 44,6 meses, mejoró la supervivencia general (SG) en un 34 % (p<0,0001).

Los análisis post hoc del estudio ARCHES demostraron que enzalutamida + TDA proporciona mejoría en la SLPr versus placebo + TDA en pacientes con CPHSm, que tenían diseminación metastásica a ganglios linfáticos y/o huesos.

MATERIAL Y MÉTODOS

Estudio retrospectivo de pacientes diagnosticados de CPHS M1a, tratados con 160 mg de Enzalutamida + TDA, entre septiembre de 2021 y noviembre de 2023 en 11 hospitales de la Comunidad Autónoma de Andalucía. Este estudio es una colaboración entre dos Servicios que participan activamente en el tratamiento del CaP, los urooncólogos y los oncólogos radioterapeutas.

RESULTADOS

Se incluyeron un total de 54 pacientes. La edad promedio fue de 65 años al diagnóstico de CPHS M1a. Un total de 42 pacientes (77,8 %) fueron diagnosticados tras progresión de un tratamiento local previo, mientras que 12 de ellos (22,2 %) fueron diagnosticados de novo.

El 81,5 % presentó buen estado funcional (ECOG 0) al inicio del tratamiento con enzalutamida. La mediana del PSA sérico en el momento del diagnóstico de M1a fue de 4,81 ng/ml y de 0,23 ng/ml después de un mes de tratamiento. En todos los pacientes el PSA se redujo al mes de iniciar el tratamiento y la mayoría presentó una reducción > 90 % (mediana de reducción del PSA al mes de tratamiento=92,3 %).

Durante el seguimiento no se observó deterioro clínico de los pacientes, y sólo 2 pacientes (3,7 %) mostraron progresión radiológica de la enfermedad, lo que obligó a suspender e iniciar un nuevo tratamiento en el marco del mCRPC.

La duración media del tratamiento fue de 7 meses. No hubo efectos adversos más allá de los de grado 2 en ningún paciente; y 22 (40,7 %) presentaron grado 1 (astenia), que no requirió suspensión del tratamiento ni ajuste de dosis, disminuyendo la intensidad de la astenia con el tiempo.

CONCLUSIONES

Nuestros resultados muestran que enzalutamida + TDA es una opción de tratamiento segura en este perfil de paciente (CPHS M1a). Estos resultados, que forman parte de un proyecto de colaboración entre especialidades, evidencian la buena respuesta de los pacientes con CPHS M1a tratados con enzalutamida. Un seguimiento más prolongado será necesario para verificar si los resultados son consistentes con los del estudio ARCHES.

Palabras clave: cáncer de próstata hornonosensible, enzalutamida, supervivencia libre de progresión