P-200 Presentación: Póster virtual

RESUMEN DE COMUNICACIÓN
Cáncer renal: Vigilancia activa en masas renales pequeñas. Experiencia en nuestro centro.
Ortiz Fernández, B; Gimeno Dobón, B; Salas Moreno, Mc; Flores Marín, Jf; Moreno Jiménez, J
Hospital Universitario de Jaén

INTRODUCCIÓN

La vigilancia activa (VA) en masas renales pequeñas (cT1a) se ha propuesto como una opción de tratamiento en pacientes mayores con comorbilidades dada la baja mortalidad cáncer específica.

La opción de seguimiento más eficaz es la monitorización de las masas renales con pruebas de imagen seriadas.

MATERIALES Y MÉTODOS

Análisis retrospectivo de 45 pacientes diagnosticados de masas renales pequeñas entre enero 2013 y octubre 2023 sometidos a VA.

Se incluyeron variables clínicas y demográficas como: edad, hipertensión arterial (HTA), diabetes mellitus (DM), otras neoplasias, índice de comorbilidad de Charlson, diámetro de las lesiones y su volumen y clasificación TNM.

Todos los pacientes se sometieron a TAC cada 6 meses-1 año para establecer el crecimiento de las lesiones o aparición de enfermedad metastásica.

RESULTADOS

La mediana de edad ha sido de 75 años (43-86) con una media de seguimiento de 35,5 meses. El 73,3% (33) tenían HTA, el 35,5% (16) tenían DM, la mediana del índice de comorbilidad de Charlson fue 5.

El 88,89% (40) de los pacientes presentaron un estadio cT1a, el 8,99% (4) cT1b y uno paciente cT2a. La mediana de diámetro fue 22mm y de volumen 5,04cc.

Durante el seguimiento ningún paciente ha progresado de estadio tumoral, 9 (20%) presentaron leve aumento de tamaño tumoral (2-4mm). Tres pacientes salieron del seguimiento y decidieron finalmente intervenirse por ansiedad, realizándose nefrectomía radical.

Un paciente tras 19 meses de seguimiento no quiso continuar con realización de más pruebas; otro se encuentra en cuidados paliativos por segunda neoplasia por lo que se dejó el seguimiento tras 11 meses.

Ningún paciente ha fallecido.

CONCLUSIONES

La VA en nuestra serie de pacientes es una buena opción de tratamiento, donde se ha visto un crecimiento limitado de las masas renales en pocos pacientes durante el seguimiento.  Por lo tanto, se muestra como una opción aceptable en paciente añosos con altas comorbilidades, donde una actitud quirúrgica podría considerarse muy agresiva.

Es preciso una mediana de seguimiento más larga para poder determinar supervivencia global.