V-93 Presentación: Vídeo

RESUMEN DE COMUNICACIÓN
Un caso de cirugía endoscópica intrarrenal combinada: punción, dilatación y litofragmentación bajo visión directa.
López Curtis, D.A.; Fernández-Mardomingo Díaz, A.; Laso García, I.; Duque Ruiz, G.; Hevia Palacios, M.; Arribas Terradillos, S.; Mínguez Ojeda, C.; Arias Funez, F.; Burgos Revilla, F.J.
Hospital Universitario Ramón y Cajal. Universidad de Alcalá. Irycis.

Introducción

Presentamos el caso clínico de un paciente varón de 31 años de edad sin antecedentes de interés, remitido por su médico de atención primaria en contexto de múltiples litiasis de hasta 1300 UH en pelvis renal izquierda y múltiples en grupos caliciales inferiores. Por ello se decidió realizar una cirugía endoscópica intrarrenal combinada.

Materiales y métodos

En el quirófano el paciente se coloca en situación de Valdivia modificada.

Una vez se ha cateterizado el uréter izquierdo y ascendido una vaina se accede a la pelvis renal con un ureterorrenoscopio flexible.

Se localiza el grupo calicial deseado para la punción, que se realizará de manera eco y radioguiada.

Posteriormente se pasa una guía a través de la aguja de punción, que se exterioriza haciendo uso de una cestilla dormia por el meato uretral. Ello nos permite tener al paciente enhebrado para colocar un catéter JJ en caso de potenciales complicaciones que requieran la interrupción de la cirugía. Posteriormente se asciende una segunda guía que permite ascender nuevamente la vaina ureteral y llevar a cabo una uretorrenoscopia simultánea.

Con visión directa se procede a la dilatación progresiva del trayecto de punción sobre la guía, con dilatadores metálicos Alken ®.  A continuación, se coloca una vaina de Amplatz sobre estos, que proceden a retirarse. Paso del nefroscopio; una vez se localiza la litiasis se procede a la fragmentación con un litotriptor neumático y ultrasónico, con capacidad aspirativa. Este acceso permite el lavado espontáneo de fragmentos a través de la vaina. También pueden retirarse con una pinza de nefroscopio o movilización de fragmentos con una cestilla dormía a la vaina renal. Colocación retrógrada de catéter JJ y de nefrostomía percutánea para drenaje.

Conclusión

Este abordaje permite el tratamiento de litiasis múltiples o de gran tamaño, con la seguridad de la visión directa de la punción renal, la dilatación y el procedimiento, para mayor comodidad, reducir la necesidad de rayos X y evitar complicaciones (perforación pelvis renal). Asimismo, permite a los dos cirujanos colaborar entre ellos en el acceso a los distintos grupos caliciales, así como la litofragmentación.

­