C-16 Presentación: comunicación oral

RESUMEN DE COMUNICACIÓN
¿Son eficaces y seguras las inyecciones de toxina botulínica para el tratamiento de la vejiga hiperactiva refractaria en pacientes añosas? Análisis comparativo según grupo de edad.
González Martín, E.; Sánchez Estébanez, E.; Aderghal Chikhaoui, A.; Macarro López de la Torre, G.; Vallejo García, P.; Valsero Herguedas, M.E.; Gutiérrez Ruiz, C.B.; Cepeda Delgado, M.
HOSPITAL UNIVERSITARIO RÍO HORTEGA

INTRODUCCION

La vejiga hiperactiva es una entidad cuya prevalencia aumenta con la edad. La primera escala terapéutica está basada en fármacos detrusolíticos, reservando la inyección de toxina botulínica para casos refractarios. Son conocidos los efectos deletéreos del tratamiento anticolinérgico, aunque no está claramente establecido cuál es el perfil de eficacia y seguridad de la toxina botulínica.

 

OBJETIVO

Realizar un análisis comparativo de la eficacia, seguridad y adherencia al tratamiento con toxina botulínica en pacientes mujeres afectas de vejiga hiperactiva en función de la edad.

MATERIAL Y MÉTODOS

Se realiza un análisis retrospectivo y comparativo de mujeres con vejiga hiperactiva refractaria tratadas, por primera vez, con inyección de 100 UI de toxina botulínica A desde enero 2019 a marzo 2023.  Se excluyeron pacientes con antecedentes neurógenos y reinyecciones.  Las pacientes fueron evaluadas preoperatoriamente con diario miccional y estudio urodinámico.

Definimos como grupo 1 a las pacientes ≤ 75 años y grupo 2 a las pacientes con edad ≥76 años.

RESULTADOS

Se analizan 74 pacientes con una media de edad de 65 ± 14 años. Ambos grupos son comparables en cuanto a IMC, frecuencia miccional diurna y nocturna, número de pads e índice de Charlson.

Tras la inyección, 50 pacientes del primer grupo reportaron respuesta al tratamiento (95%) mientras que del grupo 2, 16 pacientes ( 74%). La disminución en el número de micciones diurnas fue similar en ambos grupos ( 2.5 vs 2), pero las pacientes añosas presentaron menor disminución en el número de micciones nocturnas ( 1.4 vs 0.6) y número de pads utilizados ( 2.2 vs 1) . 

No se observaron diferencias entre ambos grupos en cuanto a la tasa de ITU post inyección ni volumen de RPM.

El tiempo de respuesta fue mayor en el grupo 2 ( 10.3 vs 15.6 ), presentando ambos grupos la misma tasa de reinyecciones ( 53.8 vs 54%).

 

CONCLUSIONES:

 

La inyección de toxina botulínica es una técnica segura en pacientes añosas.

Deberíamos advertir peores resultados a este grupo de pacientes comparadas con pacientes de menor edad.